Conozca los beneficios de usar pajitas de acero inoxidable

El plástico está hecho de combustible fósil no renovable (aceite). En general, la contaminación generada por la fabricación de plástico daña y mata una amplia gama de vida marina. Sin embargo, más específicamente, las pajitas hechas de plástico se suman a esta contaminación y provocan un daño ambiental irrevocable.

Una forma de ayudar a reducir el efecto que el plástico está teniendo en el medio ambiente es usar pajitas acero inoxidable en vez de las normales.

Pero primero, ¿por qué las pajitas? Sin duda, usarlas es más higiénico en los restaurantes, y además protegen tus dientes de quedar impregnados de café y/o jugos que erosionan tu esmalte.

No obstante, las pajitas de plástico baratas pueden soltar sustancias nocivas para la salud,haciéndolas tan malas para las humanos como para el medio ambiente. Por eso es necesario comenzar a deshacerse de ellas. Y, en cuanto a las pajitas de acero inoxidable, están empezando a aparecer por todas partes, y algunas son más baratas que otras.

El acero inoxidable es el material duradero más básico que resiste la oxidación y la corrosión. Hecha de un material de calidad, una pajita de acero inoxidable es una opción segura y asequible para sus bebidas. Además, es resistente al calor, los arañazos y los ácidos grasos y sulfúricos de los alimentos y bebidas.

Beneficios de usar pajitas de acero inoxidable

1. Seguras y duraderas

Las alternativas al plástico también incluyen vidrio y bambú. Pero hay algunas cosas que debe tener en cuenta antes de comprarlas. El vidrio puede romperse, convirtiéndose en un serio problema de seguridad. Por otro lado, el bambú, que también puede romperse, tiene superficies estriadas y porosas, lo que dificulta su limpieza y mantenimiento. Ahora, una pajita hecha de metal, como el acero inoxidable, no se rompe, no se oxida y es fácil de limpiar.

2. De fácil mantenimiento

A diferencia del plástico, este tipo de pajita se puede lavar en el lavavajillas. Simplemente requiere que las enjuagues y las coloques en él. Alternativamente, dado que la mayoría de las pajitas vienen con cepillos, limpiarlas a mano con agua y jabón es muy sencillo.

3. Portátiles

Son perfectas para usar en el parque, en un picnic o en el trabajo. Además, dado que son fuertes, no se romperán cuando se guarden, lo que las hace ideales para cualquier uso fuera del hogar. Los niños incluso pueden usarlos en el automóvil en un viaje por carretera por la tarde.

4. Reutilizables

Dado que el petróleo está ampliamente disponible, los artículos de plástico son sencillos y baratos de fabricar. Debido a esto, el uso copioso de artículos plásticos da como resultado grandes cantidades de desechos, lo que tiene efectos dañinos generalizados en el medio ambiente.

La buena noticia es que una pajita de acero inoxidable, por ejemplo, está hecha para usarse una y otra vez. Es muy duradera y puede eliminar por completo la necesidad de usar cientos de pajitas plásticas. Mantenerlas limpias le asegura un uso conveniente durante años.

5. Ecológicas

Cada vez que se fabrican plásticos se liberan humos y productos químicos tóxicos. Muchos de estos subproductos dañinos terminan contaminando la tierra, el aire y el agua.

Además, si se desecha de forma inadecuada, una pajita de plástico puede terminar en un lago u océano, provocando efectos devastadores en los ecosistemas y la vida marina. Por ejemplo, las partículas de plástico ahogan a los animales marinos que los confunden con comida y pueden obstruir las branquias de los peces, impidiendo la capacidad de la criatura para respirar normalmente.

De modo contrario, una pajita reutilizable puede ayudar directamente a mitigar estos horribles efectos. La contaminación que resulta de la fabricación de plástico se puede reducir porque se reduce la necesidad de plástico.

6. Disminuye el número de residuos que termina en vertederos

Los residuos plásticos son uno de los principales tipos de residuos que terminan en el vertedero. De hecho, de las 335 millones de toneladas métricas de plástico que se fabrican anualmente, solo una pequeña parte se recicla. Esto significa que el resto del plástico no reciclado acaba en vertederos.

Aparte, el plástico puede tardar hasta 1.000 años en descomponerse. Durante este tiempo, los productos químicos pueden filtrarse al suelo y contaminar el suelo, el agua y la atmósfera.

7. Menos costos ambientales y de limpieza

Las pajitas de plástico son un artículo que se usa una vez y se tira. Con el tiempo, los costos se acumulan. También hay que considerar los costos ambientales. Por ejemplo, los gobiernos deben gastar grandes cantidades de dinero para limpiar los vertederos y deshacerse de los artículos de plástico. Las alternativas de plástico, como el metal, son reutilizables y disminuyen los costos financieros generales de la limpieza, liberando ese dinero para usarlo en otra parte.

Aprende como puedes alejar las malas energías de tu alrededor

Todas las personas estamos rodeadas por energía, esta puede ser buena o mala, eso dependerá de diversos factores. Sin embargo, las personas también pueden transmitirnos malas energías, un ejemplo de ello es la envidia. Aunque no lo creas, la envidia es una de las energías negativas más comunes que más afectan a las personas en todo el mundo.

Las malas energías no afectan solo a la las personas, sino que también pues albergarse en lugares como tu negocio, tu hogar y más. Estas malas energía hacen que nos ocurran cosas malas y que presentemos síntomas de negatividad.

Hay varias formas en las que puedes atacar estas malas energías, puedes acudir con un vidente de confianza para que realice una limpieza. Para estos casos, nuestra recomendación son las limpiezas energéticas de Alicia Collado. Esta mujer te ofrecerá una excelente atención y resolverá tu problema en tiempo récord.

La otra opción que tienes es realizar un hechizo de sencillo de limpieza para poder deshacerte de las malas energías que haya sobre ti y sobre tu hogar o familia.

¿Cómo sé que estoy rodeado de malas energías?

Saber si te encuentras rodeado de malas energías puede llegar a ser bastante sencillo. Tan solo debes prestar atención a las cosas que te rodean y a las cosas que ocurren a tu alrededor. Esta es la primera cosas que hará que te des cuenta de si estás bajo los efectos de las malas energía.

A continuación te daremos una serie de cosas que puede ocurrirte y son un claro indicativo de que puedes estar siendo víctima de las malas energías en tu hogar.

Mal humor constantemente: una de las cosas que pueden hacer que notes que te encuentras bajo los efectos de las malas influencias es que siempre te encontrarás de mal humor. Estar de mal humor en algún momento es normal, sin embargo, si esto se vuelve demasiado frecuente, es recomendable busques ayuda profesional.

Ansiedad: Es bastante común que las personas que están bajo los efectos de las malas vibras lleguen a presentar ansiedad o estrés por cosas que normalmente no tendrían ninguna importancia. Si estás padeciendo de esto, es posible que estés bajo los efectos de las malas energía.

Agotamiento físico y mental: ¿Te siente cansado todo el tiempo? Esto es algo bastante común en personas que han sido víctimas de las malas vibras. Sin embargo, no siempre es el caso, ya que puede haber muchos factores que incluyen en esto. Pero si se vuelve algo constante, una consulta con un vidente profesional no estaría mal.

Quejas constantes: Otra de las cosas comunes que ocurren cuando eres víctima de las malas energías es que te quejarás por todo y con todos. Parecerá que todo está mal y que nadie, ni siquiera tú, es capaz de hacer las cosas bien. Incluso, por las cosas más simples y tontas te quejarás. Esto puede acarrear conflictos, no solo tu núcleo familiar sino también en el ambiente laboral.

Este síntoma puede legar a ser muy peligroso, si te encuentras pasando por esta situación, lo más recomendable es que acudas con un profesional para resolverlo.

¿Cómo puedes protegerte de las malas energías?

Al hacer frente a las energías negativas evitas que se instalen y tomen las riendas de tu vida. Hay muchas formas de protegerse de las malas energías y síntomas que provocan. Si las pones en práctica, mantendrás alejadas las malas sensaciones:

  • Mentalidad positiva: olvídate del pesimismo, aprende a gestionar los malos momentos y procura buscar la parte buena de todas las situaciones.
  • Mantén alejados tus miedos: a veces no es necesario que las energías negativas, síntomas incluidos, vengan de fuera. Tú mismo, sacando a relucir tus miedos e inseguridades las recreas y favoreces.
  • Lleva un amuleto: puede ser cualquier cosa, desde no salir de casa sin aplicarte unas gotas de aceite esencial de romero en las muñecas, hasta llevar una foto de familia en una ocasión especial. Cualquier cosa que te dé buenas vibraciones es válido.
  • Dedícate tiempo: disfruta de las cosas que te gustan, mímate, cuídate. Dedica unos minutos al día a reflexionar, meditar, hacer yoga, leer, escribir, a la música… De vez en cuando, es beneficioso apuntarse a un retiro de meditación, por ejemplo, o un retiro espiritual.